PAI fights to keep women front and center. Read how in our 2019 annual report. Read More

Cómo Mitigar los Impactos DEL COVID-19 en la Salud y los Derechos Sexuales y Reproductivos en los Países de Ingresos Bajos y Medios: Un Llamado a la Acción para la Sociedad Civil

Policy Briefs

Compartir

La sociedad civil debe abogar por darle prioridad a la salud y los derechos sexuales y reproductivos en las respuestas de los gobiernos al COVID-19.

Las mujeres, niñas, adolescentes y otras comunidades marginadas y su SDSR son especialmente vulnerables al virus y su seguridad depende de medidas integrales locales, nacionales y globales que consideren las desigualdades sociales y de género que existen para combatir la pandemia.

El 11 de marzo de 2020, la Organización Mundial de la Salud declaró al nuevo coronavirus una pandemia mundial e hizo un llamado a que se tomaran medidas gubernamentales para detener la propagación del virus. Para garantizar que no se repitan los errores de las crisis de salud mundiales pasadas, la sociedad civil debe abogar por darle prioridad a la salud y los derechos sexuales y reproductivos (SDSR) en las respuestas de los gobiernos al COVID-19, en especial en países de ingresos bajos y medios. Las mujeres, niñas, adolescentes y otras comunidades marginadas y su SDSR son especialmente vulnerables al virus y su seguridad depende de medidas integrales locales, nacionales y globales que consideren las desigualdades sociales y de género que existen para combatir la pandemia.

Con la continua inseguridad alimentaria, la falta de acceso al agua potable, la pobreza y la posibilidad de más desplazamiento, violencia y conflicto, los socios de PAI y sus comunidades están piloteando el cumplimiento de las órdenes gubernamentales mientras cumplen sus necesidades básicas. En los países de ingresos bajos y medios, las medidas de mitigación del COVID-19 no serán efectivas si las poblaciones no tienen la información precisa y necesaria, el poder de tomar decisiones y los medios financieros para almacenar alimentos, agua y medicamentos durante el autoaislamiento y la cuarentena. Las soluciones propuestas para minimizar la transmisión no pueden tener éxito si pasan por alto a quienes no tienen acceso a agua potable y a quienes no pueden comprar un jabón o un antibacterial para manos a base de alcohol. Todos estos factores se ven agravados por la dinámica de género y otras desigualdades individuales, sociales y estructurales.

 

Join Us

Get Updates

Stay informed about the issues impacting sexual and reproductive health and rights.

Sign Up

Donate

Be a champion for women and girls around the world.

Support Our Work

Engage

Join the movement to advance the rights of women and girls.

Take Action